El secreto lo cuenta Leonardo Puppato enólogo principal de Familia Schroeder, una de las bodegas más importantes de Patagonia, ubicada en San Patricio del Chañar, Neuquén y una de las pocas que elabora este tipo de producto en Argentina.

En una nota brindada a la Asociación Argentin de Sommeliers (AAS) Puppato explica que la cosecha tardía del PN no se puede  hacer todos los años.

«Es muy difícil lograr que la uva llegue en condiciones. La fruta tiene que estar sobremadura, tiene que ser una uva pacificada, con no menos de 350gr de azúcar. El clima tiene que ayudar y esto no ocurre todos los años. Además, no todas las regiones vitivinícolas tienen los mismos factores climáticos o las particularidades de la Patagonia» explica.

La producción parte de viñedos con bajo rendimiento,  por cada kilo de uva se obtienen entre 300cm3 y 350cm3 de vino – en un vino normal por cada kilo se logra una botella de 750ml-, o sea, rinde la mitad de lo normal. A esto responde su costo y su tamaño, Saurus Pinot Noir Tardío se presenta en botella de 500ml.

Con respecto al viñedo, según como viene el clima en el año, explica que «se eligen algunas hileras puntuales de zonas determinadas: se tiene en cuenta que no afecten las heladas y que, en el caso de lluvias, no se produzca una podredumbre muy agresiva sobre las uvas. Tiene que ser un lugar que se pueda visualizar diariamente, la idea es seguirlo siempre bien de cerca, mirando y probando las uvas, chequeando que se realicen riegos moderados y si hay que hacer algún deshoje. Todo depende del año, con este seguimiento constante se va llevando el viñedo hasta poder obtener una uva pasa y concentrada».

El proceso de elaboración es bajo la modalidad tradicional, muy controlado y seguido de cerca, para que se produzca una fermentación alcohólica bien prolongada, donde las levaduras mueran por la intoxicación del alcohol -con 16 grados o más en algunos casos- y el azúcar residual es del mismo dulce de la uva, de esa uva concentrada y pacificada que viene del viñedo. No es encabezado, o sea, no hay agregado de alcohol, de azúcar, o de mosto. Es netamente natural.

El proceso se realiza de la misma forma siempre y generalmente la degustación del producto año a año es similar.

Nota completa en : http://www.aasommeliers.com.ar/novedades/n/439/Pinot-Noir-2021

Sobre El Autor

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.